Comodidad y Confianza Puerta a Puerta

Camiones cisterna de Remolque

Camiones cisterna de Remolque

Es el tipo de camión en el que la cisterna o tanque donde se transporta la carga líquida, se ubica encima de un bastidor, que a su vez reposa sobre ejes de ruedas delanteras y traseras, estos se hallan unidos a una parte tractora o camión por un enganche externo, el cual convierte a las dos piezas en una, como si fuera un tren que une la locomotora con los vagones.

Es decir que, la cisterna como tal está separada de la parte automotora del vehículo, como una gandola de carga larga que no lleva la carga encima, sino en un vehículo anexo que no tiene tracción propia, sino que es halado por el camión.

Los remolques son usados para llevar cualquier carga, por lo que, equipar uno de estos para montar un tanque cisterna en él, no supone problema alguno. El sistema de ejes debe estar provisto de amortiguadores y suspensión que puedan hacerle soportar la carga de manera segura, regularmente son de 4 a 6 ejes, aunque algunos suelen llevar cisternas más grandes y se necesita más ejes para tener más resistencia.

Semirremolques

Son camiones de 2 a 4 pares de ejes con rueda alta, que van unidos a la parte tractora del vehículo en lugar de un enganche como los remolques, con una articulación fija especial de pivote de sujeción que tiene un diámetro de 2 pulgadas, del cual se sujeta todo el semirremolque. Es decir, que el área de carga donde se encuentra el tanque o cisterna del camión, es parte del mismo y el peso descansa sobre los ejes traseros. Dependiendo del total a soportar, el número de ejes puede variar, al igual que del largo de la cisterna.

Como se llena una cisterna

El grado de llenado no sólo depende del tipo de material a transportar, sino de su temperatura que regularmente es la misma del ambiente y estos líquidos tienen un grado específico de llenado que nunca se debe superar, aunque con combustibles y químicos es más riesgoso sobrepasar dicho límite, con cualquier carga es importante mantener ese grado de carga para evitar accidentes, producidos generalmente por derrames o explosiones y para este control, en las plantas de llenado se utilizan fórmulas de cálculo basadas en el tipo de material a trasladar, temperatura, la distancia a recorrer y la volatilidad. El llenado se hace a través de sistemas de bombeo y válvulas, así como medidores de presión, cantidad en litros, volumen y temperatura.

TU BARRANQUILLA | Agencia Creativa de Diseño Web para Pymes


Deje un comentario